Cómo cepillar tus dientes con brackets

Cepillar correctamente nuestros dientes es fundamental para garantizar la salud de nuestra boca. Si la intención en conservar nuestra dentadura, entonces debemos ocuparnos de asear correctamente cada diente. Y cuando se trata de ortodoncia la limpieza debe ser mucho más cuidadosa.

Con los brackets es muy fácil que la comida se acumule en los dientes y entre los aparatos permanentes, facilitando la proliferación de bacterias y la formación de cálculo dental. Por esa razón, es muy importante cepillar de forma adecuada cuando se tiene brackets, pero no todos saben cómo maniobrar el cepillo cuando se tienen aparatos. Por ese motivo, hoy te presentamos los siguientes consejos para que mantengas tus dientes y a tus brackets libres de impurezas.

Busca los cepillos adecuados

Sí, con ortodoncia deberás utilizar por lo menos dos tipos de cepillo. Uno el modelo regular de cerdas suaves y otro interdental.

Usa el cepillo interdental para alcanzar las zonas más pequeñas o recónditas entre los dientes y los aparatos. También puedes usarlo para cepillar las zonas de contacto entre un diente y otro. Debes ir limpiando cada diente y cada brackets para asegurarte que quedaron libres de restos de comida.

cepillar ortodoncia

El cepillo regular puede hacer un buen trabajo, sin embargo, el más adecuado para la limpieza de los brackets es uno de cabezal alargado, no muy ancho. Existen algunos especialmente diseñados con cerdas centrales cortas y laterales más largas.

Debes cepillar correctamente

Antes de comenzar, retira las ligas o demás aditamentos extraíbles que tengas en los aparatos. Utiliza una pasta dental con flúor para reforzar el esmalte de tus dientes.

Luego, lava tus dientes por todas sus caras: interna, externa y la zona masticatoria. Debes cepillar por la parte superior e inferir de los aparatos, de forma meticulosa y con paciencia para remover toda la comida alrededor de los aparatos. Así evitarás la formación de placa dental.

cepillar brackets

Utiliza complementos de limpieza

El hilo dental es muy importante ya que la acumulación de comida es mucho mayor con los brackets. Usarlo cuando tienes aparatos puede ser un poco complicado. Realiza un movimiento como si estuvieras tejiendo en tus dientes. Pasa el hilo a través del arco junto a los brackets y, posteriormente, frótalo en el espacio interdental. Requiere de paciencia y deberás adquirir el hábito.

Existen en el mercado hilos dentales especiales para ortodoncia que tienen puntas duras o firmes. Estas son más fáciles de pasar entre los brackets y el arco de alambre.

Una alternativa es utilizar un irrigador de agua para limpiar esos pequeños espacios entre dientes. Son muy funcionales para las muelas posteriores que son difíciles de cepillar y alcanzar con el hilo dental. Tampoco olvides el enjuague bucal, específicamente los que contienen clorhexidina. Esta sustancia ayuda a la reducción de la placa bacteriana, protege y mantiene sano nuestros dientes.

irrigador dental

Sé rutinario

La mejor manera de hacer la limpieza de los bracktes es asimilarlo como una rutina más de nuestro quehacer cotidiano. Como puedes ver, debes dedicar más tiempo y precauciones a tus dientes cuando haces un tratamiento de ortodoncia.

El aseo debe ser diario, de forma correcta y concienzuda. Recuerda que la mejor prevención de las enfermedades y pérdida de dientes es el lavado ideal de la dentadura. Si al principio te causa un poco de fastidio, si eres constante en poco tiempo te harás el hábito de cuidar tus dientes y tus brackets.

No olvides acudir a tus limpiezas profesionales con el odontólogo, cada seis meses. En Odonto te brindamos la mejor atención. ¡Visita nuestra página y conoce todos nuestros servicios!

 

2017-04-20T17:49:03-03:00 abril 20th, 2017|General|